Abren Congreso y Ayuntamientos a la diversidad

Si las reformas a la Ley Electoral del Estado, y el reglamento creado por el Instituto Electoral dan los resultados deseados, la próxima Legislatura del Congreso del Estado, y los Ayuntamientos de Tamaulipas, tendrán una integración más diversa.

Por primera vez, los partidos políticos de Tamaulipas estarán obligados a inscribir en sus fórmulas para la elección de Diputados Locales y de Ayuntamientos a integrantes de la diversidad sexual, personas con discapacidad y a migrantes.

Además se impulsará la presencia de candidatos jóvenes y adultos mayores. Estas acciones afirmativas, propuestas por el Ejecutivo y aprobadas por el Congreso del Estado, se suman a las que en los últimos años han logrado importantes avances en la paridad de género.

Así, en la elección del 2024, tanto los Ayuntamientos como el Poder Legislativo deberán abrir sus puertas a representantes de diferentes minorías y grupos vulnerables.

Los partidos políticos tendrán que tomar en cuenta estas medidas a la hora de armar sus listas y fórmulas para la elección local.

Esta semana, el el Consejo General del Instituto Electoral de Tamaulipas aprobó el “Reglamento de paridad, igualdad y acciones afirmativas para la postulación e integración del Congreso del Estado y ayuntamientos de Tamaulipas” Los consejeros del IETAM aseguraron que este nuevo instrumento jurídico aprobado resulta novedoso, pues por primera vez reconoce las acciones afirmativas para grupos en situación de vulnerabilidad, personas con discapacidad, de la diversidad sexual, migrantes, jóvenes y mayores.

La normativa recoge lo establecido por la legislatura estatal en la última reforma a la Ley Electoral publicada el pasado 8 de junio del presente.

“Verdaderamente hoy, damos un gran salto a una lamentable situación que se vivió en tiempos pasados. Hago énfasis en lo anterior, toda vez que dichos grupos vulnerables veníamos viendo una marcada desigualdad por motivo de aquello que nos hace diferentes, lo cual provocó rechazo, discriminación, intolerancia y otras formas de violencia de las cuales fuimos objeto, generando así situaciones que en muchas ocasiones impidieron que ejerciéramos de manera plena nuestros derechos”, dijo en aquel momento el diputado Marco Gallegos, al leer el dictamen que finalmente fue aprobado por unanimidad.

El documento señala que en el Proceso Electoral 2023-2024, los partidos políticos deberán postular a menos una fórmula de personas con discapacidad y una fórmula de personas de la diversidad sexual en diputaciones, por el principio de mayoría relativa o por el de representación proporcional.

Si es en la lista de plurinominales deberán incorporarse en las primeras siete posiciones. Las fórmulas deberán estar integradas siempre por dos integrantes de una minoría, para evitar que los partidos hagan trampa y postulen a un candidato propietario de algún grupo vulnerable, y a un suplente que no pertenezca a ninguno, para después remplazarlo.

También se reitera la obligación de los partidos políticos de postular en diputaciones una fórmula de candidatura migrante por el principio de representación proporcional, en las primeras siete posiciones. Ante la confusión que generó en un principio la inclusión de esta nueva obligación, el reglamento define el concepto de migrante como aquella “persona que se desplaza o se ha desplazado a través de una frontera internacional, con residencia binacional.

Sin perjuicio de esta definición, este Reglamento se refiere a las personas nacidas en Tamaulipas que residan fuera del territorio nacional”.

En cuanto a la participación política de los jóvenes, de cada ocho postulaciones por el principio de mayoría relativa, los partidos deberán inscribir al menos una fórmula de la juventud ya sea por mayoría o por la vía plurinominal.

Es decir, deberán incluir al menos tres fórmulas con estas características. En ayuntamientos, los partidos políticos deberán postular en las planillas una fórmula de personas con discapacidad o de la diversidad sexual, así como una fórmula de personas jóvenes o mayores en al menos 15 municipios de la entidad.

En caso de que los partidos políticos no registren planillas para la elección de ayuntamientos en al menos 26 de los municipios del Estado, de cualquier forma están obligados a incluir las candidaturas de estos grupos en al menos el 35% de los municipios en los cuales registren dichas planillas.

La Consejera Electoral Mayra Gisela Lugo Rodríguez, Presidenta de la Comisión de Igualdad de Género y No Discriminación expresó que el objetivo de este reglamento es cumplir con el principio de paridad constitucional para que las mujeres tengan una representación real y grupos que históricamente han estado en situación de vulnerabilidad tengan pleno ejercicio de sus derechos políticos electorales.

El Acuerdo aprobado entró en vigor al momento de la aprobación del Acuerdo por parte del Consejo General, es decir, estará vigente para el proceso electoral del 2024. Las nuevas disposiciones contemplan métodos para que los partidos políticos cumplan con ellas.

En caso de que no contemplen en sus listas de candidaturas a personas de grupos vulnerables -como exige la ley- el Consejo General del IETAM les dará un plazo de 48 horas para que rectifiquen; en caso de no hacerlo, se aplicarán sanciones, pero además se realizará un sorteo para cancelarle a ese partido cierto número de candidaturas.

Por ejemplo, si incumplen en postulación de migrantes, el sorteo se realizará entre los primeros siete registros de la lista plurinominal, que no correspondan a otro grupo vulnerable. En el caso de las personas con discapacidad o de la diversidad sexual, se sorteará y se eliminarán candidaturas de entre todas las fórmula de mayoría relativa y las primeras siete de representación proporcional.

EL RETO A CUMPLIR

Todas estas disposiciones fueron aprobadas por unanimidad en el Congreso del Estado, y sin quejas de los representantes de partidos políticos ante el IETAM.

Ahora vendrá para ellos el reto de cumplir las nuevas reglas del juego en una entidad que ha quedado históricamente rezagada en el reconocimiento de los derechos de los grupos vulnerables. Vale la pena recordar, por ejemplo, que Tamaulipas fue el último estado de la República en aprobar el matrimonio igualitario. La consolidación de esta reforma se dio apenas en octubre del 2022, en medio de importantes manifestaciones de grupos religiosos y conservadores, que se oponían a esta disposición.

Al final, la sesión tuvo que realizarse a puerta cerrada en un salón alterno para evitar la presión de quienes estaban en contra. La votación final fue de 23 votos a favor, 12 en contra y una abstención. Tamaulipas es, junto a Baja California, el estado donde menor porcentaje de la población se reconoce como parte del colectivo LGBTI+.

De acuerdo a la Encuesta Nacional sobre Diversidad Sexual y de Género del INEGI, con resultados del 2021, en el estado apenas 87,614 tamaulipecos, un 3.3 por ciento de la población se define con una “orientación sexual y/o identidad de género” LGBTI+.

Los estados con mayor porcentaje son Colima (8.7%), Yucatán (8.3%) y Querétaro (8.2%).

 

Fuente: Expreso

Los comentarios están cerrados.